¿Qué es la “marca profesional”? ¿Y la “marca personal? ¿Cómo interactúan en el sector de la artesanía? Hoy abordamos dos conceptos clave que van más allá de la firma del producto. En un mundo cada vez más globalizado y digital, la marca personal y profesional se plantean como elementos tan necesarios como imprescindibles.

La marca profesional

En los últimos años se ha hablado mucho de la marca profesional, sobre todo a la hora de hacerse un hueco en un mercado cada vez más global y digital. En resumen, lo podemos definir como el conjunto de atributos que transmites como profesional que desarrolla una actividad. Aquí se incluyen 3 aspectos fundamentales:

– Técnica: tu experiencia laboral, como transformas la materia prima, tipo de productos,…

– Diseño: espacios que han marcado tu historia, estética del producto y que pretendes evocar a tus clientes, así como la relación con otras empresas.

– Ética: protocolo de actuación o toma de decisiones ante un evento, actividad o fenómeno

En el campo de la artesanía, un sector basado en los productos handmade, estos conceptos toman un mayor protagonismo. Cada producto es el reflejo del savoir-faire de la artesana o artesano. Es la impronta más evidente de quién lo hace y cómo lo hace.  Y es que, aunque hablemos de dos modelos iguales, cada producto presenta pequeñas variaciones que lo hacen único,  irrepetible y humano. Esta es la primera ventaja competitiva ante el sector industrial, mucho más mecánico y estandarizado.

productos handmade marca firma

La marca personal

Por otro lado, la marca personal son los atributos que transmites como individuo y que son percibidos y reconocidos por la comunidad. Como verás, esto significa que marca personal y profesional están íntimamente relacionadas. En la artesanía esta interrelación es todavía más evidente dado el pequeño tamaño de muchas empresas, normalmente autogestionadas y unipersonales.

Debes tener claro que la marca personal es intransferible y será la base sobre la que podrás construir tu marca profesional. Es posible que necesites crear desde cero tu marca profesional, ya sea porque te estás reciclando, empiezas un nuevo camino profesional o estas en un momento de cambio hacia una actividad nueva. En cualquier caso, si desarrollas correctamente tu marca personal podrás desarrollar diversas marcas profesionales paralelas. Por ejemplo, porqué sabes que en un futuro volverás a cambiar de actividad o quieres emprender más de una actividad a la vez.

Como artista o artesano, contar con una marca personal bien organizada te permitirá adaptarse y sobrevivir en un mercado en constante cambio. Así, podrás adaptarse de manera profesional a los diferentes estilos, corrientes y tendencias sin perder la esencia que te identifica.

artesano cristal handmade marca personal

Marca, comunidad y planificación

Llegados a este punto, tenemos que avisarte: construir una marca personal requiere mucha dedicación y empatía. Por ello, es importante que te planifiques y gestiones bien tú tiempo. Si estás empezando, debes saber que las redes sociales son un canal excelente para proyectar tu marca. Por ejemplo, puedes utilizar Twitter, Instagram o Linkedin para mostrar cómo eres públicamente a través de una página personal. Paralelamente, puedes abrir cuentas en estas mismas redes como página de empresa, lo que te permitirá potenciar tu marca profesional.

En ambos casos, es importante que recuerdes que:

– Somos lo que la comunidad (internautas, seguidores, clientes, proveedores…) dice que somos. Es la clave de tu reputación y como entenderá la gente tú marca. Por ello, solo resultará efectiva si tu mensaje es claro y lo que dices es verdad/comprensible.

– Ser constante y adoptar un papel activo. Tener presencia implica comprometerse e interrelacionarse con el público. Practicar networking con regularidad o publicar contenido de calidad en las redes de manera planificada es fundamental.

-Aprovecha el feedback. Las opiniones y comentarios que recibas, sean del canal que sean, pueden aportarte luz sobre lo que haces bien o mal. Préstales la atención que se merecen y, sobre todo, no respondas nunca en caliente.

Como ves, la marca personal y profesional van más allá de la firma que aparece en el producto. Ambos conceptos permiten dotar de un background cada joya, ilustración, mueble… Es una manera sincera y transparente de acercarse a tu público y tus clientes.

Y tú, ¿cómo gestionas tu marca personal?